Prensa

¿Caminar adelgaza? 19 octubre, 2012

Caminar es la mejor forma de adelgazar y de mantener nuestro peso, además de ser muy beneficioso para activar la circulación sanguínea y prevenir enfermedades coronarias y vasculares.

Sin embargo, muchas veces no sabemos cuanto caminamos por día y llevar ese registro es de vital importancia, no sólo para planificar nuestra dieta y nuestro plan de ejercicios, sino también para motivarnos a superarnos.

El podómetro (también llamado pedómetro) puede ayudarnos a cumplir esos objetivos. Por si aún no sabes de qué hablamos te contamos que el podómetro es ese pequeño aparato que se engancha en la cintura y sirve para contar exactamente los pasos que damos por día.

Hace poco tiempo se realizó una investigación donde se demostró el poder motivante que tiene el podómetro en la actividad física y se llegó a la conclusión de que las personas que lo utilizaban adelgazaban más. La razón es el poder motivador de este sencillo aparatito.

Para poner un ejemplo, el podómetro nos sirve para planear nuestra actividad del día siguiente. Si nos ponemos el objetivo de caminar diez mil pasos diarios, será más fácil cumplirlo si tenemos como controlarlo y nos dará más ganas de seguir caminando cuando nos demos cuenta de que estamos por llegar a la meta que nos hemos propuesto.

También sirve para medir la distancia que recorremos cuando andamos en bicicleta.
La buena noticia es que los podómetros son realmente muy económicos y de fácil uso. Se venden en las tiendas de deportes y el precio estimado es de 15 euros, aunque hay muchos modelos diferentes.

Hay algunos que también te indican cuantas calorías has quemado con la cantidad de pasos que has hecho. Y los más sofisticados traen un cable USB para poder pasar esos datos a nuestro ordenador y armar una planilla de registro.

Además, vienen con reloj y cronómetro por lo que el podómetro puede ayudarte y convertirse en tu compañero de entrenamiento.